Picture of author.

Elias Canetti (1905–1994)

Autor(a) de Auto-da-Fé

115+ Works 8,459 Membros 87 Críticas 47 Favorited

About the Author

Elias Canetti was born in Rustschuk, Bulgaria on July 25, 1905 into a Sephardic Jewish family. He was educated in Germany, Switzerland, and Austria and received a Ph.D. in chemistry from the University of Vienna in 1929. He wrote novels and plays in German. His works explored the emotions of mostrar mais crowds, the psychopathology of power, and the position of the individual at odds with the society around him. His novels include Auto-da- Fé and Masse und Macht. His plays include Hochzeit, Komödie der Eitelkeit, and Die Befristeten. He also published excerpts from his notebooks, a book of character sketches, and an autobiography. He received numerous awards including the Vienna Prize in 1966, the Critics Prize (Germany) in 1967, the Great Austrian State Prize in 1967, the Buchner Prize in 1972, the Sachs Prize in 1975, the Hebbel Prize in 1980, and the Nobel Prize for Literature in 1981. He died on August 14, 1994. (Bowker Author Biography) mostrar menos
Image credit: Copyright ÖNB/Wien

Séries

Obras por Elias Canetti

Auto-da-Fé (1935) 2,334 exemplares
Crowds and Power (1960) 1,384 exemplares
Voices of Marrakech (1968) 711 exemplares
The Torch in my Ear (1980) 564 exemplares
The Play of the Eyes (1985) 367 exemplares
Letters to Felice / Kafka's Other Trial (1969) — Autor — 279 exemplares
The Human Province (1972) 254 exemplares
Earwitness: Fifty Characters (1974) 210 exemplares
The Conscience of Words (1975) 186 exemplares
Party in the Blitz (2003) 178 exemplares
Het boek tegen de dood (2014) 80 exemplares
Toneel (1964) 70 exemplares
Slotsom aantekeningen 1992-1993 (1996) 38 exemplares
Komödie der Eitelkeit (1983) — Autor — 24 exemplares
Potere e sopravvivenza: saggi (1972) 17 exemplares
The Wedding (1986) 17 exemplares
Aufzeichnungen 1973-1984 (1901) 13 exemplares
Crowds and Power, book 1 of 2 (1971) 13 exemplares
Crowds and Power, book 2 of 2 (1960) 11 exemplares
Über die Dichter (2004) 10 exemplares
Über Tiere (2002) 8 exemplares
Apuntes (2008) 8 exemplares
Briefe an Georges (2006) — Autor — 7 exemplares
Aufzeichnungen 1942 - 1948 (1965) 6 exemplares
A túlélő (1960) 5 exemplares
Die Befristeten (1988) 4 exemplares
Myśli (1981) 3 exemplares
Appunti 1942-1993 (2021) 3 exemplares
Werke: 13 Bde. u. Begleitbd. (1995) 3 exemplares
Prozesse. Über Franz Kafka. (2019) 3 exemplares
Fritz Wotruba 3 exemplares
Sozcuklerin Bilinci (2020) 2 exemplares
GJUHA E SHPETUAR 2 exemplares
Saatin Gizli Yuregi (2015) 2 exemplares
Edebiyatç¸lar Üzerine (2007) 2 exemplares
Gesammelte Werke. (1994) 2 exemplares
Zwiesprache 1931-1976 2 exemplares
The Numbered (1984) 2 exemplares
Welt im Kopf 2 exemplares
Marakes'te Sesler (2015) 2 exemplares
Opere 1973-1987 (1993) 2 exemplares
Opere, 1932-1973 (1990) 2 exemplares
Lettres à Georges (2009) 1 exemplar
Feljegyzések (2006) 1 exemplar
O smrti 1 exemplar
VETEDIJA E FJALEVE 1 exemplar
猶予された者たち (1975) 1 exemplar
Obra completa 1 exemplar
Öbür Dava (2010) 1 exemplar
Sinek Azabi (2017) 1 exemplar
Imágenes de una vida (2005) 1 exemplar
Insanin Tasrasi (2004) 1 exemplar
Aufzeichnungen (2016) 1 exemplar
Aufsätze und Reden (2016) 1 exemplar
Dramen 1 exemplar
Marocco 1 exemplar
Svědomí slov (1992) 1 exemplar
provincia dell'uomo (1986) 1 exemplar
El joc d'ulls 1 exemplar
Gözlerin Oyunu (2020) 1 exemplar

Associated Works

The Oxford Book of Jewish Stories (1998) — Contribuidor — 127 exemplares
Deutschland erzählt. Von Rainer Maria Rilke bis Peter Handke (1975) — Contribuidor — 29 exemplares
Escape: Stories of Getting Away (2002) — Contribuidor — 26 exemplares
The Schocken Book of Modern Sephardic Literature (2005) — Contribuidor — 24 exemplares
The Wet Parade (1931) — Tradutor, algumas edições16 exemplares
La Littérature démolie (1990) — Introdução, algumas edições12 exemplares
Deutsche Erzählungen III. Deutsch - Englisch. (1988) — Contribuidor — 6 exemplares

Etiquetado

Conhecimento Comum

Nome canónico
Canetti, Elias
Nome legal
Canetti, Elias
Data de nascimento
1905-07-25
Data de falecimento
1994-08-14
Localização do túmulo
Zürich, Zwitserland
Sexo
male
Nacionalidade
Groot-Brittannië
Bulgarije (geboren)
País (no mapa)
Bulgarije
Local de nascimento
Ruse, Bulgarije
Roetsjoek/Rustschuk, Bulgarije
Local de falecimento
Zürich, Zwitserland
Locais de residência
Vienna, Austria
Hampstead, London, England, UK
Manchester, England, UK
Berlin, Germany
Educação
University of Vienna (Ph.D | 1929)
Ocupações
novelist
playwright
essayist
Sociologist
Relações
Canetti, Veza (echtegenote)
Organizações
American Academy of Arts and Letters (Foreign Honorary, Literature, 1984)
Prémios e menções honrosas
Georg-Büchner-Preis (1972)
Nobelprijs voor Literatuur (1981)
Literaturpreis der Stadt Wien (1966)
Nelly-Sachs-Preis (1975)
Gottfried-Keller-Preis (1977)

Fatal error: Call to undefined function isLitsy() in /var/www/html/inc_magicDB.php on line 425
Elias Canetti was born in Bulgaria to a Jewish family. The family moved to Britain in 1911; to Vienna the following year; to Zürich in 1916; and then (until 1924) to Frankfurt, where Canetti graduated from high school. He learned to speak Ladino (his native language), Bulgarian, English, German, and French. In 1938, a few days after Kristallnacht, Canetti and his wife Veza escaped to London, where they received British citizenship in 1952. Veza died in 1963, and for his last 20 years, Canetti mostly lived in Zürich. Nearly all his writings were in German. Canetti won the Nobel Prize in Literature in 1981.

Membros

Críticas

Peter Kien viu pels llibres i la seva estimada biblioteca, és un expert sinòleg, estudiós de la Xina, viu reclós en el seu món, els seus estudis i no sap establir contactes amb ningú més. Té un germà que és psiquiatre però no tenen cap mena de relació, abans s'escrivien ara ja fa anys que no ho fan. Viu en el seu apartament i té una dona que des de fa vuit anys que li fa el menjar i té cura de la neteja.de casa seva De sobte un dia s'adona que la Teresa té una especial cura dels seus llibres i això fa que la valori malgrat la seva incultura i li proposa casar-se amb ella, perquè creu que d'aquesta manera assegura el bon manteniment de la seva biblioteca, aquí comencen els seus problemes, ell en cap moment ha pensat tenir cap mena de relació amb ella que no sigui de transacció comercial. De mica en mica ella es va fent mestressa i senyora de l'apartament fins que arriba a fer-lo fora de casa, després d'apallisar-lo i amargar-li la vida.
D'altres personatges van apareixen, el porter, Benedick Pfaff, expolicia que té atemorits als sense sostre del barri, que viu sol després de causar la mort de la seva dona i la seva filla. El venedor de mobles,
Sr. Guarro,que desperta l'instint de seducció de Teresa. El nan geperut, Fischerle, amb el qual Kien viu els tristos dies expulsat de casa seva. Els col.laboradors del nan per robar-li els diners a Kien. I el germà Georg Kien que li retorna l'apartament al seu germà després d'allunyar a la seva excunyada i al porter. Però el final ja està escrit i Kien s'immolarà en l'incendi que provocarà en la seva biblioteca.
És una novel.la extranya, he hagut de fer esforços per a no deixar -la de llegir, en Villatoro la citava en la Història dels Bassat i estava encuriosida, però m'ha resultat molt feixuga la lectura. Fou publicada al 1935 i prohibida pel règim Nazy.
… (mais)
½
 
Assinalado
Nuriagarciaturu | 29 outras críticas | Aug 9, 2023 |
La lengua absuelta forma parte de una monumental obra autobiográfica que aporta una enjundiosa cantidad de datos sobre el escritor que recibiera el premio Nobel en 1981. Las memorias de Canetti se componen de cuatro volúmenes, de entre los cuales, La lengua absuelta es el primero, seguido por La antorcha al oído, El juego de los ojos y Fiesta bajo las bombas. Esta magna obra da testimonio y fe de las controversias y desmanes del siglo XX, contados en primera mano por alguien que vivió los acontecimientos más aciagos desde muy cerca, con una visión lúcida y certera que se reflejó en diversas obras, siendo la más conocida el ensayo antropológico Masa y poder. La lengua absuelta abarca un periodo comprendido entre 1905 y 1921 y como corresponde a la infancia es sin duda el volumen más luminoso y optimista de los cuatro, ya que en él se describe a un Canetti embargado por el descubrimiento del mundo a través de la cultura.

El libro aparece dividido en cinco partes, correspondiendo cada una a un periodo vital determinado por el lugar de residencia: Rustschuk ─Bulgaria─, Manchester, Viena y Zurich. En cada uno de los lugares se producen importantes descubrimientos que serán determinantes para el resto de su vida, enfocados, sin embargo, desde un punto de vista cambiante, sujeto a las diferencias de edad. En cada uno de ellos, además, se puede percibir un vínculo distinto con su madre, una relación pendular que a veces se acercaba y a veces se distanciaba, pero que finalmente termina rompiéndose.

Antes de comenzar a relatar su propia vida, Elías Canetti traza una genealogía que resalta la sangre turca de los Canetti y señala la envidia del abuelo materno, el abuelo Arditti. El abuelo Canetti se indignaba ante el orgullo de los Arditti, de forma que sus relaciones siempre fueron tirantes. El origen sefardí de Elías determinará el idioma de su primer contacto con la literatura, canciones infantiles, viejos romances españoles cuya mentalidad, llena de arrogancia, hacía mirar por encima del hombro al resto de los judíos. Esta arrogancia genealógica siempre había parecido a Elías absurdo y risible.

Rustschuk aparece como un paraíso lleno de color del que Canetti llegaría a decir: «Todo lo que viví después ya había ocurrido alguna vez en Rustschuk». Allí se produce el descubrimiento de la palabra escrita, a través del periódico alemán del padre. Desde un principio Elías sentirá una veneración casi mágica por la palabra, que puede incluso llegar a salvar la vida, como había ocurrido con su tatarabuelo, que había podido evitar un asesinato porque había oído a los criminales planearlo en griego. Fue precisamente la palabra escrita lo que le llevó a la primera y más determinante prohibición de su vida: el asesinato. Siendo aún muy pequeño, no era consciente de que la muerte existiera, y eso explica que intentara matar con un hacha a su prima Laurica por no querer enseñarle su cuaderno de la escuela, que «estaba lleno de letras en tinta azul que me fascinaron más que todo lo que había visto hasta entonces». A partir de esta circunstancia, Elías toma conciencia del horror de la muerte y llegará a la conclusión que mantendrá más firmemente a lo largo de toda su vida: ningún ser humano tiene derecho a quitarle la vida a otro ser humano.

El viaje desde Rustschuk hasta Manchester se verá envuelto de polémica, ya que el abuelo Canetti se negaba a que se mudaran y finalmente maldijo a su hijo antes de la partida. De esta forma, cuando el padre de Elías murió poco tiempo después, el acontecimiento se relacionó directamente con la maldición de su abuelo, lo que le llenó de culpabilidad e hizo que la relación con su madre se hiciera intolerable. Pero antes de su muerte, éste había puesto en contacto al jovencísimo Elías con la literatura a través de una adaptación infantil de Las mil y una noches. Después llegaría toda una colección de clásicos adaptados: «Todo lo que después he sido estaba ya en aquellos libros que leía por amor a mi padre a los siete años de edad». Fue a raíz de esta colección, de las interminables veladas literarias con el padre comentando las lecturas, que Canetti tomaría conciencia de una relación muy particular con la ficción literaria: «Nunca me dijo que los cuentos fuesen mentira, como suelen decir los adultos; por ello le estoy muy agradecido, quizá siga creyéndolos verdad hasta el día de hoy». Al mismo tiempo, surge la necesidad de hablar, de inventar y contar historias, ya fuera con el empapelado de su cuarto, ya con su pura imaginación. La muerte del padre fue muy traumática, ya que los lazos que le unían a él eran muy fuertes, pero posibilitó un acercamiento con la figura de la madre, que comienza a tratarlo como un hijo mayor. Con esta muerte acaba finalmente de tomar conciencia de la finitud y de la fragilidad de la vida.

Tras la muerte del padre se mudan a Viena, pasando previamente tres meses en Lausana, en donde su madre le somete a un estricto aprendizaje del alemán. Ya en Viena la relación con la madre acaba estrechándose y sustituyendo al padre en la iniciación literaria de Elías: «Lo más estimulante y especial de esta época fueron las veladas literarias con mi madre y las conversaciones a que daba lugar cada lectura […] A partir de los diez años se articula en mí como una especie de dogma: que estoy hecho de mucha gente de la que no soy en absoluto consciente. Creo que simbolizan lo que me atrae o me repele en la gente con la que tropiezo. Fueron el pan y la sal de mis primeros años. Son la verdadera y secreta vida de mi intelecto». Sin embargo, la enfermedad de la madre, cuya salud es muy delicada, rompe la felicidad de esta época al introducir a Herr Professor, un médico que la cortejaba de forma poco discreta. A partir de este momento «se afianzaron los celos que me torturaron toda la vida y la fuerza con que me estremecieron entonces me marcó para siempre», llegando incluso a decir con una absoluta certeza y seriedad «¡Si te casas me tiro por el balcón!». Pero más terrible que el mismísimo Herr Professor fue la irrupción de libros extraños, cuya lectura le estaba vetada, sobre todo de Schnitzler. De esta forma comienza el distanciamiento intelectual entre madre e hijo que acabará en una trágica conversación final llena de reproches.

Pero será en Zurich donde este distanciamiento culmine, cuando la influencia de la madre es sustituida por el colegio. Cada vez dedica menos líneas para hablar de su madre, puesto que se iban distanciando poco a poco, de tal forma que la parte final del volumen se convierte en una descripción pormenorizada de todos sus profesores y de sus experiencias académicas en general: «la diversidad de los profesores era extraordinaria […] Ahora, evocándolos, me quedo asombrado ante la heterogeneidad, la peculiaridad y la riqueza de mis profesores de Zurich». Fue en la escuela donde Canetti entró en contacto con la historia griega, que poco interesaba a su madre: «Seguíamos los libros de Öchsli, uno de historia general y otro de historia suiza. Me precipité sobre ambos a la vez, pasando de uno al otro con tanta rapidez, que se convirtieron en un solo libro para mí. La libertad de los griegos se me mezcló con la de los suizos».

La madre trata de ejercer su influencia, dirigiendo todavía las lecturas de Elías, sobre todo hacia un tipo de lectura fría y desapasionada, que podía llegar a desbordarle haciéndole leer una veintenas de veces un mismo libro, como le ocurría con Dickens. La madre le restringió a dos las lecturas por volumen. A pesar de que ella misma había alimentado la pasión de Elías por Dickens, cuando ésta se hacía excesiva trataba de desviarlo hacia otros autores. Entre ellos, Walter Scott será su mayor fracaso ─cuya sola mención bastaba para hacer enfadar a Elías─.

Aproximadamente hacia 1919 ó 1920 comienza a conocer en la escuela el desprecio racista por ser judío, algo que anteriormente sólo había presentido, pero que su madre, tratando de protegerlo en parte y de proteger su orgullo, había encubierto. Se sintió decepcionado por ser atacado por sus compañeros, a los que conocía desde hacía tiempo, al tiempo que colérico por la posible tradición de alguno de ellos. Sospechaba que detrás de los ataques se escondía en realidad envidia por sus ansias de conocimiento. A partir de estos incidentes descubre una humildad que le hace no levantar la mano con tanta frecuencia en clase, aún sabiendo la respuesta, ser especialmente crítico con su propia obra, o reconocer los triunfos ajenos. A pesar de todo, la actitud de Elías parte de la consideración de un saber que es necesario transmitir, un conocimiento que no puede permanecer oculto bajo ningún concepto: «es parte del saber el querer mostrarse y el no resignarse a llevar una existencia oculta. El saber callado me parece peligroso, porque cada día se vuelve más callado hasta convertirse por fin en saber secreto […] El saber que se manifiesta comunicándose a los demás es el saber bueno; busca la atención de los demás, pero no se vuelve contra nadie». Después de haber sufrido los ataques antisemitas por parte de sus compañeros Elías atempera su carácter, ya no afirma con tanto aplomo que sea necesario comunicar a todas horas el saber.

A partir del momento en que Elías va a vivir solo a una residencia para señoritas de Yalta y la madre se traslada a un sanatorio debido a problemas de salud, la distancia entre ambos se acentúa irremediablemente. Elías comienza a aprender cosas que la madre había ignorado por desinterés: las ciencias ─lo que ella llamaba burlonamente «la filogenia de la espinaca»─, los animales, la historia. Un descubrimiento fundamental en esta época será el Calendario Escolar de Pestalozzi, que exponía la vida y la obra de los grandes personajes de la humanidad, hombres de arte, de ciencias, de historia, políticos y demás ilustres figuras que han determinado el curso del mundo: «No es exagerado decir que yo vivía con estos nombres. No pasaba día sin que hojeara estas figuras, y me sabía de memoria los epígrafes […] Es difícil decir si este estímulo era cosa buena, pero de lo que no hay duda es de que me llenó de desmesuradas esperanzas». Otro hallazgo maravilloso, aunque difícil en principio, fue la taquigrafía. Difícil digo porque para Elías «cada palabra estaba hecha por la eternidad y la forma visible con que se representaba era inviolable […] Las sílabas de la taquigrafía aportaban un nuevo principio y el hecho de que con ellas se redujera tanto la escritura, me resultaba sospechoso». Sin embargo, a partir del Cofre del tesoro de Hebel el escritor búlgaro accedió a la taquigrafía: «No he escrito ningún libro que dentro de mí no midiera con su lenguaje y los he escrito todos primeramente en taquigrafía, cuyo conocimiento sólo se lo debo a él».

De esta época data también su primer intento de obra, titulada Junius Brutus, que no era sino el último gran homenaje a su madre, un homenaje doble, como alivio para su enfermedad, cuyo origen era un misterio, y como condena a su abuelo por maldecir a su padre y ser el causante último de su muerte. Más allá del puro valor emotivo, la crítica de Canetti para con su obra primeriza es dura: «La obra era deplorable; estaba escrita en versos yámbicos para los que no hay palabras, torpes, desiguales y presuntuosos, no precisamente influenciados por Schiller sino totalmente determinados por él, de manera que el conjunto era ridículo, rezumaba moralidad y nobleza por todos los poros, verborreico y superficial como si hubiera pasado por seis pares de manos, cada par menos dotado que el precedente, con lo que el tema original quedaba irreconocible». Con esta obra surge la desconfianza de Canetti por todo lo escrito con aplomo y altanería.

Pero ni aún este homenaje pudo salvar la relación, que hacía aguas a pasos gigantescos. Fue precisamente la curiosidad intelectual, lo que ella tanto había alentado, el motivo de ese distanciamiento, que acaba desembocando en una penosa conversación final, en la que la madre le Elías le ataca de forma despiadada echándole en cara su arrogancia y su superficialidad, al tiempo que lo tilda de parásito. De esta forma, se abre la brecha de la definitiva separación. Sobre todo le reprende por su visión intelectual y libresca del mundo: «Piensas que es suficiente leer algo para saber cómo es en realidad. Pero no es suficiente. La realidad es otra cosa. La realidad lo es todo. Quien rehúye la realidad no tiene derecho a vivir». Finalmente le arranca de Zurich, que quedaría en la memoria de Canetti como el paraíso perdido y toma la determinación de llevarlo a Alemania para ponerlo en contacto con la dureza del mundo, desde el punto de vista del país que resultó perdedor en la guerra.

Así acaba el primer tomo de sus memorias, dando por finalizada una etapa, la de su niñez y juventud, caracterizada por su descubrimiento del mundo y de la palabra escrita y por la continua expansión intelectual, que parece no tener fin. En adelante Elías Canetti tendrá que enfrentarse a la crudeza del mundo, lo cual, desde un punto de vista intelectual, es determinante para perfilar y concebir su obra. Sin ello, Canetti no habría escrito libros como Masa y poder, o no lo habría hecho de la misma forma. El futuro que le espera en adelante será muy distinto de lo vivido hasta el momento, pero el recuerdo del paraíso de la juventud le acompañará para siempre, y en cierta manera su influencia también será indeleble dentro de su obra.
… (mais)
 
Assinalado
ferperezm | 6 outras críticas | Mar 5, 2023 |
Libro difícilmente clasificable, “Masa y poder” (1960) realiza una investigación original de los fenómenos sociales siguiendo una metodología que permite vincular los datos históricos y sociológicos con la psicopatología, a fin de poner de manifiesto las anomalías del ser humano en su totalidad biopsíquica. En esta obra estimulante, el análisis de la interrelación entre individuo y masa, así como de la manipulación que de ésta lleva a cabo el poder, conduce a Elias Canetti (1905-1994, Premio Nobel de Literatura en 1981) hasta los dominios de la antropología patológica, de la patología social y cultural. Canetti no se detiene, sin embargo, en el simple diagnóstico, sino que, a través de la contraposición entre las constantes del comportamiento colectivo y la expresión del poder, sienta las bases de una terapéutica social.… (mais)
 
Assinalado
Natt90 | 13 outras críticas | Feb 22, 2023 |
A comprehensive compendium of works written by the Nobel Prize winner Elias Canetti.

Many years ago, I read his novel, Auto-de-fe, which I remember in a dreamlike fashion. I also have the two volumes of his trilogy autobiography, still unread. All of these are excerpted in this book as edited by the novelist Joshua Cohen.

Canetti grew up in an extended Sephardic Jewish family in Bulgaria and then Manchester, England where his father died when Elias was 7 years old. He went on to lead a life among the great Eastern European writers: Kafka, Kraus, Broch, Musil, and an affair with Iris Murdoch. He is also best known for a mammoth treatise entitled, Crowds and Power, which is excerpted and still quite relevant to the times we live in.

I especially liked the essay, the Profession of the Poet", which is included in its entirety. A sample from this piece follows:

“the actual task of the poet… to keep open the doors between people-himself and others. He must be capable of becoming everyone: the smallest, the most naïve, the most powerless. But this desire to experience others from within can never be determined by the goals that compose what we call normal or official lives. This desire would have to be completely free from any hope of success or achievement; it would have to constitute its own desire; the desire for metamorphosis.” (from the essay “The Profession of the Poet”)

This is an excellent sourcebook for anyone interested in learning more about this unique writer.
… (mais)
 
Assinalado
berthirsch | Oct 21, 2022 |

Listas

Prémios

You May Also Like

Associated Authors

Franz Kafka Honoree
Ilse Aichinger Contributor
Peter Handke Contributor
Peter von Matt Afterword
Michael Krüger Afterword
Osamu Ikeuchi Translator
Jenny Tuin Translator
Igors Šuvajevs Translator
Liisa Ryömä Translator
Luciano Zagari Translator
Jacques Hamelink Translator
C. V. Wedgwood Translator
Bianca Zagari Translator
Ilmārs Blumbergs Cover designer
Carol Stewart Translator
Furio Jesi Translator
Amina Pandolfi Translator
Renata Colorni Translator
Alice Ceresa Translator
Elena Popova Translator
Eva Liljegren Translator
W. Hansen Translator

Estatísticas

Obras
115
Also by
7
Membros
8,459
Popularidade
#2,847
Avaliação
3.9
Críticas
87
ISBN
629
Línguas
27
Marcado como favorito
47

Tabelas & Gráficos